«Hemos denunciado la existencia de una célula neonazi en el Ejército y la respuesta ha sido nula»

La Marea entrevista a un representante de Ciudadanos de Uniforme. Según explica, el Ministerio de Defensa hace caso omiso al informe de esta organización que denuncia la presencia de neonazis entre los mandos.

Miquel Ramos – La Marea 6 de abril 2021

Un informe realizado por varios miembros de las FFAA que forman parte de Ciudadanos de Uniforme (CDU), y al que varios periodistas hemos tenido acceso, alerta sobre la supuesta vinculación de oficiales del Ejército con organizaciones neonazis. Lamarea.com entrevista a uno de los integrantes de CDU con la voz distorsionada por precaución ante las posibles represalias*. “Hemos denunciado la existencia de una célula neonazi en el Ejército y la respuesta ha sido nula», dice en la entrevista, cuya primera entrega publicamos hoy.

Cuatro militares de Cartagena en activo, formarían parte, según el informe, de organizaciones neonazis “o han mostrado públicamente su ideología fascista”. La documentación aportada incluye fotografías, capturas de sus redes sociales y otras informaciones que hicieron públicas primero el periódico El Salto, y posteriormente, el diario Público. La CDU es una organización de militares demócratas cuyos miembros se definen como ‘herederos de la mejor tradición que luchó por las libertades: desde Torrijos hasta la UMD, pasando por los militares leales a la República’.

Otros militares han sido expedientados o apartados de las FFAA por denunciar públicamente otros hechos similares. Uno de ellos, el teniente Luis Gonzalo Segura, explicaba a lamarea.com el pasado enero que esto se debe a “un problema estructural” dentro de unas FFAA en las que “el relato predominante es el de la ultraderecha”. El Tribunal Supremo confirmó su expulsión por lo que consideró una falta grave sus declaraciones sobre el funcionamiento de las FFAA. 

También el cabo Marco Santos fue sancionado por firmar un manifiesto antifranquista, en respuesta al apoyo al dictador manifestado por altos mandos militares retirados en otro texto que no tuvo ningún tipo de reproche por parte del Ministerio de Defensa ni ninguna otra consecuencia. 

El Ministerio de Defensa mantiene silencio ante estas informaciones, a pesar de tener también en su poder dicho informe, tal y como aseguran desde CDU. Esta y otras denuncias suelen obtener el silencio como respuesta por parte de Defensa. Esto, según explican desde CDU, provoca inquietud entre los trabajadores de las Fuerzas Armadas. Preguntado por lamarea.com, el Ministerio de Defensa no ha respondido a las preguntas.

CDU lleva tiempo difundiendo a través de su canal de Telegram las denuncias de todos aquellos miembros de las FFAA que les hacen llegar sus quejas: sobrecarga de trabajo, horas extras impagadas, comida escasa o los privilegios de los altos mandos. Varias de estas denuncias han llegado a los medios de comunicación, pero la más sonada y la que más ha preocupado a las altas esferas militares ha sido la exposición de un capitán y un sargento relacionados con grupos neonazis. 

Después de que el diario Público también se hiciera eco del contenido del informe sobre neonazis en las FFAA, un coronel del Estado Mayor lanzó una campaña en la red contra CDU, pidiendo dinero públicamente para llevarlos ante la justicia. El coronel, según Público, señaló al diario y al periodista que firmaba dichas informaciones, Carlos Enrique Bayo, quien se hizo eco de estas y otras informaciones desveladas por el colectivo de militares. 

Actuaciones en otros países

Lamarea.com denunció en diciembre de 2020 los cánticos fascistas de algunos soldados durante celebraciones militares o entrenamientos, que Defensa aseguró haber sancionado, sin especificar de qué manera. También otros medios como Infolibre informaron sobre el chat de varios militares pidiendo un golpe de Estado y asesinar a 26 millones de ciudadanos. Este caso fue archivado por la Fiscalía y Defensa consideró que eran conversaciones privadas de mandos retirados que no tenían ninguna importancia. 

Varios países han apartado recientemente a varios miembros de sus Fuerzas Armadas relacionados con grupos neonazis o que simplemente realizaban comentarios racistas en sus redes sociales. El pasado junio, la ministra de Defensa alemana anunció la disolución de una parte de un Cuerpo de Élite del ejército relacionado con grupos neonazis. Más recientemente, el equipo de investigación de Mediapart, en Francia, desvelaba la presencia de neonazis también en el Ejército francés. También en Estados Unidos se han denunciado a militares relacionados con grupos supremacistas. En España, sin embargo, la respuesta ante estas informaciones ha sido siempre el silencio. 

Reacciones políticas a la entrevista

Tras la publicación de la entrevista, el senador del grupo parlamentario de Izquierda Confederal Carles Mulet ha preguntado por escrito al Gobierno los motivos por los que “no ha hecho caso al informe realizado por varios miembros de las FFAA que forman parte de Ciudadanos de Uniforme (CDU)“. La cuestión hace referencia a la denuncia realizada por el representante del colectivo entrevistado por este medio y que, como se explica anteriormente, no ha recibido respuesta por parte del Ministerio de Defensa.

Asimismo, Mulet también ha preguntado al Ejecutivo lo siguiente: “¿Piensa ahora tomarse en serio el caso e instruir algún tipo de expediente, investigación o medida?“, una cuestión similar a la enviada por lamarea.com al ministerio capitaneado por Margarita Robles, la cual no ha sido respondida.

Actualización: 17:57h

*Nota del autor: la grabación de la entrevista y las precauciones adoptadas fueron acordadas con varios miembros de CDU que colaboraron en la misma

Acto de exaltación franquista y varios ataques neonazis en una semana

Decenas de fascistas se concentraron el pasado 28 de marzo en Madrid para conmemorar la caída de la ciudad a manos de las tropas de Franco durante la Guerra Civil. Desde hace varias semanas, los grupos neonazis han atacado varios locales de entidades sociales y varios monumentos y murales en distintas partes del Estado. Las autoridades permiten los actos de exaltación fascista mientras prohíben protestas sociales, y multan a quienes protestan contra el fascismo. Intervención en #LasCosasClaras91​ (RTVE, 29 de marzo 2021)

La impunidad de los militares que pedían fusilar a 26 millones de personas y presencia de oficiales neonazis en las Fuerzas Armadas

Debate en #LasCosasClaras73​ (RTVE, 3 de marzo 2021) sobre el chat de varios militares en el que se pedía un genocidio. Mientras, militares demócratas denuncian la presencia de neonazis en los altos mandos del Ejército

Un grupo neonazi de Murcia cuenta con un capitán del Aire y un sargento de Marina que instruyen a cadetes para ser oficiales

Hace ya dos meses que Defensa está al corriente de un amplio informe, al que Público ha tenido acceso, sobre la presencia en el Ejército de oficiales y suboficiales en activo que pertenecen a grupos neonazis y exhiben simbología hitleriana. Pero el Gobierno acaba de responder a preguntas de diputados que los militares de ideología “filofascista o golpista” están retirados.

MADRID28/02/2021 23:01 ACTUALIZADO: 03/03/2021 10:15

CARLOS ENRIQUE BAYO@TABLEROGLOBAL

La tesis oficial de que los mandos militares de ideología franquista están todos retirados y no tienen influencia sobre el personal militar en activo en el Ejército está siendo desmentida repetidamente por nuevas revelaciones. La última es la que contiene un exhaustivo dossier que demuestra que el grupo neonazi murciano denominado Lo Nuestro cuenta entre sus adeptos al menos con un capitán del Aire, un sargento de la Armada y dos cabos primeros de Tierra y de Marina, todos en activo.

Público ha tenido acceso a ese informe, que consta de dos partes y 45 folios, más anexos de imágenes, en el que aparecen las pruebas gráficas y documentales de esa presencia de nazis infiltrados en las Fuerzas Armadas y que se hizo llegar en diciembre pasado al Ministerio de Defensa, sin que hasta ahora haya tenido respuesta formal. Todo lo contrario, ante las preguntas presentadas el pasado 4 de enero al Gobierno por el Grupo Parlamentario Republicano sobre los chats militares de incitación al odio filofascista y las misivas golpistas dirigidas al rey por numerosos ex altos mandos del Ejército, el Ejecutivo respondió (el 22 de febrero) descartando, una vez más, que existan grupos extremistas de ultraderecha entre los militares en activo.

Como se muestra a continuación, la respuesta gubernamental dice textualmente:

Las manifestaciones, objeto de la pregunta formulada por Sus Señorías, corresponden a opiniones particulares de ciudadanos que adquirieron tiempo atrás la condición de militares retirados y no están, por ello, sujetos al deber de neutralidad política ni a responsabilidad disciplinaria, son exclusivamente suyas, y no son de ningún modo representativas del colectivo del personal militar.
Se han puesto en conocimiento de la Fiscalía para que valore la eventual relevancia penal de las manifestaciones vertidas en esa red social
“.
En realidad, las ​preguntas planteadas por los diputados Joan Josep Nuet y Gabriel Rufián no se referían a ninguna red social en concreto –aunque sí citaban, entre otras, las conversaciones de altos oficiales retirados que “alentaban ideas como el de un fusilamiento masivo de ciudadanos” en un chat cerrado de WhatsApp–, e incluían “manifestaciones públicas en celebraciones militares en relación al independentismo catalán o vasco alentando el fantasma de la posibilidad de la intervención militar en el conflicto político”.

La lacónica respuesta del Ejecutivo a las preguntas parlamentarias, mucho más amplias, no se compadece en absoluto con los casos de chats golpistas de militares en activo –como el que reveló Público de la IX Promoción de Artillería–, ni con otros muchos incidentes de extrema derecha en el seno de las Fuerzas Armadas que se han conocido últimamente. Pero esta nueva revelación es la primera que identifica a un oficial y un suboficial con inclinaciones claramente hitlerianas, como queda patente en la siguiente imagen:

'Meneses Menesito', del grupo neonazi 'Lo Nuestro', el capitán Meroño, exhibiendo su Cruz de Hierro nazi original, el cabo 1º Veiga, el también neonazi Giorgio Sánchez y el cabo 1º Díaz, en marzo de 2015.

De izda. a dcha, ‘Meneses Menesito’, del grupo neonazi de Cartagena; el capitán Meroño, exhibiendo su Cruz de Hierro nazi; el cabo 1º Veiga; el también neonazi ‘Giorgio’ Sánchez, y el cabo 1º Díaz Pérez, en marzo de 2015. —Público

En la fotografía que se muestra sobre estas líneas, tomada en marzo de 2015, se puede ver al capitán del Ejército del Aire Antonio José Meroño Jiménez, celebrando con amigos la adquisición de una Cruz de Hierro nazi original, que exhibe sonriente, cuyo certificado de autenticidad –garantizando que fue otorgada en 1939 por el Ejército de Hitler– mostró en su cuenta de Facebook el día 21 de ese mes, con la imagen que reproducimos junto a estas líneas.
Los amigos que le acompañan en la foto ​celebrando esa compra (arriba) son, de izquierda a derecha: el ultraderechista autodenominado en redes ‘Meneses Menesito’; el cabo primero Héctor Veiga Gutiérrez, de Infantería de Marina; ‘Giorgio’ Sánchez, integrante como el anterior cabo del grupo neonazi Lo Nuestro en Cartagena, y el cabo primero Francisco Javier Díaz Pérez, del Ejército de Tierra.

Junto a estos camaradas del capitán Meroño, que aparecen constantemente en las fotografías que el oficial sube a redes sociales, destaca en muchos de los encuentros el albaceteño Pedro Santiago Escobar Honrubia, condenado en julio de 2009 por la Audiencia Provincial de Madrid a un año de prisión y 12 años de inhabilitación absoluta por tenencia ilícita de armas y pertenencia la facción española de la organización neonazi internacional Hammerskin, una multinacional del racismo fundada en EEUU con “capítulos” en nueve países europeos, Canadá, Australia y Nueva Zelanda. Esa sentencia fue ratificada en 2012 por el Tribunal Supremo, quedando ilegalizada en España esa formación neonazi, en la que se inspira el grupo murciano Lo Nuestro.

Sin embargo, los skinheads seguidores de Hammerskin han seguido aterrorizando a asistentes a ciertos locales públicos, como ocurrió en junio de 2017 en Palma de Mallorca, donde asaltaron el bar Bierkönig porque en el escenario actuaba una vocalista negra. Un año después, en septiembre de 2018, el capitán Meroño subía a la red la siguiente fotografía, abrazado a su gran amigo Honrubia:

Tres dedos: el signo del juramento de las SS hitlerianas

El capitán Meroño hace el signo de las SS hitlerianas, abrazado  su amigo neonazi Honrubia, en 2018.
El capitán Meroño hace el signo de las SS, con su amigo neonazi Honrubia, en 2018.  Público

En esta foto, el capitán Meroño está haciendo el saludo nazi con el que se identifican entre sí actualmente los admiradores de Hitler: los tres primeros dedos (pulgar, índice y corazón) de la mano derecha que apuntaban hacia arriba los miembros de las SS (Schutzstaffel o Escuadras de Protección) en su fórmula de juramento de fidelidad al Führer.
Estudiando su historial de imágenes subidas a las redes, salta a la vista​ que el capitán Meroño aprovecha cualquier instantánea para mostrar ese signo hitleriano, como se puede ver en la foto que encabeza este artículo, tomada en julio de 2014 en la Academia General del Aire, y donde junto a él aparecen también de uniforme de gala los cabos primeros Díaz Pérez y Veiga Gutiérrez, así como ‘Meneses Menesito’.

Otra muestra de que ese símbolo hitleriano es empleado a menudo por los militares en activo integrantes del grupo neonazi murciano se observa en la siguiente imagen:

El capitán Meroño lleva corbata y el cabo Díaz Pérez, con tirantes, hace el saludo nazi.
El capitán Meroño lleva corbata y el cabo Díaz Pérez, con tirantes, hace el saludo nazi.  Público

En esta foto de camaradería, celebración y homenaje al capitán Meroño –como indica el gesto del soldado en primer plano–, está alzando el brazo con el saludo de las SS el cabo primero Díaz Pérez (con tirantes), destinado en el Regimiento de Artillería Antiaérea nº73 de Cartagena.
En el dossier elaborado por alertadores del ​grupo Ciudadan@s de Uniforme, organizado en redes sociales, aparecen numerosas fotos de este cabo primero haciendo saludos nazis o vistiendo camisetas con propaganda neonazi o de ultraderecha. En esas imágenes, subidas a sus cuentas en Facebook o Instagram, también aparece vistiendo el uniforme del Ejército de Tierra, luciendo sus medallas, desfilando con su arma o con el capitán Meroño.

Un sargento neonazi instructor de cadetes navales

Y en este grupo neonazi hay también un sargento de la Armada: Alfonso López Conesa, destinado en Cartagena y aficionado igualmente a lucir camisetas con propaganda neonazi o de ultraderecha, y a hacer saludos nazis. Aunque él no tiene cuentas en redes sociales, aparece frecuentemente en las fotos que difunden sus camaradas, especialmente el propio capitán Meroño, de los encuentros con los integrantes del grupo neonazi de Cartagena, como Meneses o Giorgio.

Foto de Facebook del capitán Meroño (en el centro, con el vaso en la mano) en la que aparece el sargento López Conesa (a la derecha con camiseta verde) haciendo el saludo de las SS hitlerianas.
Foto de Facebook del capitán Meroño (en el centro, con el vaso en la mano) en la que aparece el sargento López Conesa (a la derecha con camiseta verde) haciendo el saludo de las SS hitlerianas.  Público

En esta foto de camaradería subida por el capitán Meroño a su cuenta de Facebook el 29 de junio de 2012 aparece, en primer plano a la derecha y con camiseta verde, el sargento López Conesa haciendo el ya descrito saludo de las SS hitlerianas con la mano derecha. Además, el local de copas en el que están luce cartelería neonazi en sus paredes.

El sargento López Conesa también ha sido (en 2016) contramaestre instructor del segundo buque escuela más grande del mundo, el BAP Unión, en el que aleccionó a unos 120 cadetes navales, así como a los primeros puestos de las carreras técnicas del Citen de la Marina, los primeros lugares del Ejército, la Aviación y la Policía Nacional, como invitados. En total, 257 tripulantes.

Un capitán hitleriano profesor de oficiales de Aviación

El capitán Meroño en la Academia General del Aire, con el sable de Jefe de Escuadrilla.
El capitán Meroño en la Academia General del Aire, con el sable de Jefe de Escuadrilla.  Público

Aunque el caso más grave, dentro de este grupo, de esa formación militar impartida por instructores de ideología neonazi es el del capitán Meroño Jiménez, ya que durante varios años fue profesor de futuros oficiales del Ejército del Aire.
En la foto que mostramos aquí, correspondiente a 2017, se le puede ver con el sable de Jefe de Escuadrilla al frente de los cadetes en formación para ser futuros oficiales. Es difícil creer que su ideología hitleriana no se reflejase en la preparación de sus alumnos en la Academia General del Aire, donde recibió, de manos de un general de División en junio de 2017, la medalla al mérito aeronáutico en reconocimiento por su labor de formación de los que serán futuros oficiales de Aviación.

Tan relevante era su papel en esa institución militar que en TVE1 apareció al frente de los alumnos de esa academia del Ejército del Aire en la cobertura televisiva de uno de los más importantes desfiles de las Fuerza Armadas, el del 12 de octubre de 2017:

Captura de pantalla de las imágenes ofrecidas por TVE1 del desfile del 12 de octubre de 2017, con el capitán Meroño encabezando, con su sable al hombro, a los alumnos de la academia de oficiales del Aire.
Captura de pantalla de las imágenes ofrecidas por TVE1 del desfile del 12 de octubre de 2017, con el capitán Meroño encabezando, con su sable al hombro, a los alumnos de la academia de oficiales del Aire.  Público
El capitán Meroño, junto al ex Jefe del Estado Mayor del Aire, general Jiménez Ruiz, en 2018.
El capitán Meroño, junto al ex Jefe del Estado Mayor del Aire, general Jiménez Ruiz, en 2018.  Público

La prueba final del carisma y prestigio de que gozó el capitán Meroño Jiménez en la Academia General del Aire es el selfie que mostramos aquí, tomado por un cadete al que hemos dejado fuera de la imagen, donde aparece junto al ex jefe del Estado Mayor del Aire, general José Jiménez Ruiz, que alza el pulgar durante la fiesta de graduación de junio de 2018.
Durante ese año de 2018, antes y después de esa imagen, figuran en sus cuentas de las redes sociales numerosas imágenes ​celebrando con sus camaradas neonazis de Cartagena, luciendo emblemas ultraderechistas, haciendo el saludo hitleriano de los tres dedos y vistiendo camisetas en honor de la División Azul (como las de la “Universidad de Krasny Bor”, que conmemoran la batalla de la Segunda Guerra Mundial donde soldados españoles participaron con el Ejército alemán).

Más recientemente, el 13 de enero de 2020, el capitán Meroño incluso participó en una manifestación –cuyas fotos fueron publicadas en el Facebook del líder neonazi convicto Pedro Santiago Escobar Honrubia–, con pancartas del grupo “Lo Nuestro”.

Pese a todo esto, a la pregunta de si el Ministerio de Defensa va a “establecer algún tipo de procedimiento para poder depurar las responsabilidades en relación a este comportamiento antidemocrático e inconstitucional de algunos de sus miembros”, como plantearon en el Congreso los diputados republicanos de ERC, el Gobierno sigue respondiendo que no hay grupos de extrema derecha entre los militares en activo.

Policías de servicio en un bar fascista de Madrid

Varios agentes de la Policía Nacional y de la Policía Municipal de Madrid frecuentan habitualmente un bar en el distrito madrileño de Usera en el que se exhibe simbología fascista y que es punto habitual de encuentro de neonazis y fascistas. Lo contamos en Las Cosas Claras (TVE, 1 de marzo 2021) #LasCosasClaras71